El ladrón pretendía huir por un tejado del cerco policial, pero fue tomado en recaudo por los uniformados, y fuera de todo pronóstico, entregado a la multitud que esperaba ansiosa para darle su merecido.

Ladrón escondido estaba en la parte superior de un techo, la policía va detrás de él y deciden arrojarlo desde el techo como una piñata para el entretenimiento de la multitud furiosa esperando para lincharlo

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here